Participate Translate Blank profile picture
Image for La ultraderecha en la frontera franco-italiana: política a golpe de 'fake news'

La ultraderecha en la frontera franco-italiana: política a golpe de 'fake news'

Published on

Editors PickLa frontera de los extremosSociety HomeSociety

Tanto en Francia como en Italia, la extrema derecha difunde información falsa para fortalecer su presencia. Estadísticas manipuladas, periódicos racistas y 'fake news' son solo algunas de sus estrategias. Os invitamos a descubrir la segunda parte de nuestra serie de investigación "La frontera de los extremos".

En su despacho, el alcalde despega su mirada de la gran ventana que lo separa de su escritorio. Su rostro se ve sereno y el cielo azul se refleja en sus ojos claros. Exhibe una postura firme y un traje a medida. Una confianza que caracteriza a Gaetano Scullino, sobre todo después de que en mayo del 2019 fuera elegido alcalde de Ventimiglia, primera ciudad italiana tras cruzar la frontera francesa. Una victoria que fue posible gracias al respaldo de las listas de la Liga y de los Hermanos de Italia, dos partidos de derecha nacionalista. Este apoyo le permitió imponerse en la primera vuelta frente al anterior alcalde de centroizquierda y concretar un regreso exitoso a la política tras haber sido destituido de su cargo en el 2012, tras haber sido imputado por "colaboración externa con una asociación mafiosa". Un "gran error", según Gaetano Scullino, que acabó siendo absuelto en última instancia en el 2016.

Según su alcalde, Ventimiglia es una ciudad turística y comercial. Pero también es el lugar adonde devuelven a los migrantes interceptados por la policía fronteriza francesa. La frontera franco-italiana ha registrado una frecuentación particularmente elevada desde el pico migratorio de 2015. Ese año, más de un millón de personas llegaron a Europa a través del Mediterráneo. Un número que ha disminuido significativamente desde entonces, como lo indica el Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR), que contabiliza 823.926 desembarcos en Europa por el Mediterráneo en los últimos cuatro años.

La tendencia es similar en Italia. En el 2017, el Ministerio del Interior ya registraba una disminución de las llegadas a su territorio del 34,24 % con respecto al 2016. Para Gaetano Scullino, esta tendencia está ligada en "gran medida" a la política encabezada por Matteo Salvini, ministro del interior del 2018 al 2019. Del otro lado de la frontera, Philippe Vardon, candidato de Reagrupación Nacional, compartió esta misma visión el día de la inauguración de su sede de campaña en Niza, una de las principales ciudades del sur de Francia, el pasado mes de enero. "Salvini logró que se redujera el número de migrantes en Italia en un 85% y la cantidad de muertos en el Mediterráneo a la mitad", afirmaba el candidato un mes antes de la primera vuelta de las elecciones municipales en Francia.

El arte de manipular los números

Pero la realidad es que la cantidad de migrantes había bajado mucho antes de que Matteo Salvini fuera nombrado ministro del interior en junio del 2018. La disminución comenzó en agosto del 2017, como lo demuestra este documento oficial del Ministerio del Interior italiano.

Documento del Ministerio del Interior italiano
Estadísticas del Ministerio del Interior italiano

Por lo tanto, fueron las decisiones del gobierno anterior las principales responsables de esta tendencia. "La cantidad de desembarcos en las costas de Italia disminuyó durante el verano del 2017 tras la firma de los acuerdos del gobierno de Gentiloni con las milicias libias", explica Daniela Trucco, investigadora en ciencias políticas y miembro del Observatorio de Migraciones de los Alpes Marítimos, en Francia. Se refiere al acuerdo firmado en Roma entre Italia y Libia en febrero del 2017, destinado a luchar contra el tráfico ilegal de migrantes en el Mediterráneo. A la vez, ese mismo mes el ministro del interior italiano de entonces, Marco Minniti, estableció un código de conducta para las ONG que brindaban auxilio en el mar con el objetivo de limitar su acción. Una de las medidas de este código consistía en dificultar la salida de los barcos, lo que implicó una disminución progresiva de los desembarcos.

Para esta investigadora, el verdadero impacto de la política de Salvini tiene más que ver con el estatuto jurídico de los migrantes. "Se trata de personas que ya estaban incluidas en el sistema de acogida italiano y que fueron excluidas de él". El primer resultado de la política de Salvini fue incrementar la irregularidad. Antes de noviembre del 2018, Italia ofrecía una protección a las personas que no cumplían los criterios para el derecho de asilo pero que según el Sistema de protección para Solicitantes de asilo y refugiados (SPRAR) se encontraban en peligro en su país de origen, tal y como se describe en la convención de Ginebra. El 25% de los solicitantes de asilo se beneficiaron de esa clásula en el 2017. El "decreto-ley Salvini" suprimió esta opción, lo que redujo las posibilidades de obtener protección en Italia y favoreció las expulsiones.

"Con la llegada de los migrantes, Ventimiglia era una ciudad ocupada"

Una línea política a la que se suma el alcalde de Ventimiglia, que dice buscar preservar la imagen turística y comercial de la ciudad. "Somos 30.000, no podemos hacernos cargo de los varios miles de inmigrantes que hay en la ciudad, no resulta creíble ni seguro", comenta. "Con la llegada de los migrantes, Ventimiglia era una ciudad ocupada. Los libios, los tunecinos, los marroquíes y los sirios tienen una mentalidad diferente".

Gaetano Scullino en su despacho de alcalde, en Ventimiglia © Safouane Abdessalem
Gaetano Scullino en su despacho de alcalde, en Ventimiglia © Safouane Abdessalem

Si bien Gaetano Scullino considera que ya "no hay más migrantes en la ciudad", la cantidad de personas devueltas desde la frontera con Menton, la primera localidad de Francia, sigue siendo elevada. "Hoy contabilizamos 45 personas, incluido un menor", afirmaba en febrero de este año Adèle, integrante del colectivo Kesha Niya, que está instalado en la frontera y desde hace tres años denuncia violencias policiales recurrentes. Según pudieron observar, durante los últimos meses fueron expulsadas entre 500 y 2.000 personas por mes. Esta joven opina que es más justo hablar de invisibilización de los migrantes de Ventimiglia que de su desaparición. Tras los numerosos desmantelamientos de campamentos de migrantes, Campo Roya (el centro de acogida de la Cruz Roja), a seis kilómetros de la ciudad, "es el único lugar donde se ofrece asistencia a estas personas", concluye Daniela Trucco.

La "reinformación" de la extrema derecha

Del lado francés, la desinformación es otro de los métodos que utiliza la extrema derecha para deslegitimar a las personas que están en favor de acoger a los migrantes, como contamos en la primera parte de esta serie de reportajes. Olivier Bettati, candidato de la ciudad de Menton por parte de Reagrupación Nacional, conocido por ser muy activo en redes sociales, divulgó una noticia falsa a través de su cuenta de Twitter en julio del 2017, que había sido publicada previamente en el semanario Valeurs actuelles. Este periódico anunciaba que habían encarcelado al agricultor Cédric Herrou, conocido por ayudar a migrantes a pasar la frontera, en la ciudad de Grasse. En realidad, se encontraba en prisión preventiva y fue liberado poco después. Un detalle que parece habérsele escapado a Olivier Bettati. El candidato protagonizó otro episodio lamentable en julio del 2017, cuando no dudó en calificar a este agricultor en Twitter de "último eslabón de una mafia de traficantes que amasa fortunas colosales gracias una Europa abierta a los cuatro vientos" basándose en una supuesta "falsificación de solicitudes de asilo". Los "documentos falsificados" no eran otra cosa que los certificados que les preparaba la asociación Roya Citoyenne para facilitar su solicitud de asilo.

Para ilustrar su acusación, este candidato a las elecciones municipales se dirigió a la estación de tren de Breil-sur-Roya para filmar a "cien migrantes a punto de viajar gratuitamente con el traficante Cédric Herrou". Hay que recodar que el 16 de junio de 2017 alrededor de 80 migrantes viajaron en tren para para solicitar asilo en la prefectura de Niza. El ayuntamiento se hizo cargo de los billetes de tren, decisión que "no fue bien vista por todos", según André Ipert, el alcalde de Breil-sur-Roya.

Pobres infelices de paso en busca de mujeres blancas

En paralelo a la difusión en línea de noticias falsas, en el valle del Roya también circulaba el periódico difamatorio A Vugi d'a la Roya (La voz del Roya), del que Cafébabel pudo conseguir algún número. Una publicación cuyo autor no era nada más y nada menos que el militante fascista Rodolphe Crevelle(, ver primera parte de la serie para más detalles, quien fue condenado varias veces por "incitación al odio racial". Este periódico, con una tirada de 5.000 ejemplares, atacaba a los refugiados y a quienes les brindaran ayuda. Un "panfleto escrito con un estilo excesivamente polémico, con ataques ad hominem y calificativos injuriosos", según el Procureur de la République, que abrió una investigación tras la publicación del primer número.

Está claro que las declaraciones de Crevelle carecen de toda finura. En uno de sus artículos, este militante de extrema derecha dedicó un extenso párrafo a los migrantes de la región. "No son más que unos pobres infelices que están de paso, en busca de un poco de modernidad, de comodidad y de mujeres blancas, evidentemente las principales motivaciones de esta inmigración de juerguistas que es la consecuencia desastrosa de guerras, dictaduras o miserias cuya huella nadie percibe en los rostros de estos jóvenes robustos llenos de energía, conectados al extremo, que atravesaron océanos como cualquier chaval de esa edad cuando tiene una Marylin Monroe en la cabeza y se masturba cuatro veces por día en internet".

Primer número de A Vugi d’a la Roya,  24 de julio de 2017
Primer número de A Vugi d’a la Roya, 24 de julio de 2017

Si el particular extremismo de A Vugi no está oficialmente ligado a Reagrupación Nacional, la frontera entre estos dos actores no siempre es clara, como lo prueba el apoyo de Défendre la Roya (una asociación de extrema derecha cercana al RN, impulsada por Olivier Bettati al periódico A Vugi.

Aunque A Vugi, que es particularmente extremo, no está oficialmente vinculado a la Agrupación Nacional, la frontera entre estos diferentes actores es a veces borrosa, como lo demuestra el apoyo de Défendre la Roya (una asociación de extrema derecha cercana a la RN, dirigida por Olivier Bettati) al periódico.

A pocos días de las elecciones municipales de Francia en marzo, la extrema derecha seguía instrumentalizando a los migrantes. El pasado 2 de marzo, Philippe Vardon, el candidato de RN, publicó el siguiente tuit sobre la situación de los migrantes que llegaban a la isla griega de Lesbos, en referencia a un vídeo que circulaba en la "fachoesfera": "Miren a esos pobres refugiados cómo huyen de la guerra y de la miseria tirando bombas molotov en la frontera griega al grito de Al·lahu-àkbar". El vídeo, en el cual no se ve ninguna bomba molotov, fue tomado por un migrante en el momento en que estallaban enfrentamientos en la frontera turca y las fuerzas del orden arrojaban gases lacrimógenos en respuesta a las pedradas de los migrantes. "La inmigración masiva solo engendra caos" comentaba por su parte Philippe Scemama, compañero de lista de Philippe Vardon para las municipales.

El candidato del RN para el ayuntamiento de Niza consiguií un 16,69% de los votos en primera vuelta, contra 47,6% para el actual alcalde, el conservador Christian Estrosi. Parece que influenciar la opinión pública mediante información no verificada no convence a la mayoría de los electores de la región de los Alpes Marítimos. En Ventimiglia, a Gaetano Scullino no le hizo falta basar su campaña electoral en la problemática de los migrantes. "Una ciudad donde la derecha ha estado en el poder con más frecuencia y durante más tiempo que la izquierda", analiza Daniela Trucco, quien declara que el impacto de la elección del alcalde que apoya la Liga será "mínimo" respecto a la gestión de los migrantes en la frontera, "dado que el sistema de acogida ya era eficaz previo a las elecciones".


Este es el segundo artículo de la serie "La frontera de los extremos", que consta de tres partes. Mediante una investigación en la frontera franco-italiana en colaboración con EHESS, el periodista Safouane Abdessalem trató de desvelar las estrategias electorales de la extrema derecha en las municipales de 2020. Vínculos más o menos evidentes con grupúsculos identitarios, publicación de información falsa sobre el tema de la migración... ¿Hasta dónde está dispuesta a llegar la extrema derecha para seducir a los votantes? Averigua más sobre esta investigación en el próximo episodio.

Foto de portada: Antiguo cruce fronterizo de Menton © Safouane Abdessalem

Translated from Frontière franco-italienne : terre des fake news de l'extrême droite